Desde la Secretaría de Salud se redoblan esfuerzos para mantener una óptima capacidad de trabajo tanto en las dos sedes del Plan Detectar como en el Call Center, destinando gran parte del personal a desarrollar tareas en dichos espacios. Asimismo, se están ultimando detalles para la campaña de vacunación masiva contra el Coronavirus.

En ese contexto, el secretario Carlos Catalá destacó “la labor del personal durante la pandemia, sobre todo a partir del mes de octubre, que nos pudimos hacer cargo del Plan Detectar y, a partir de lo que allí se generaba, efectuar el seguimiento correspondiente a través del Call Center. Tenemos a la mayoría de la gente trabajando en los dos puestos del Detectar, trabajando articuladamente con la Provincia y los voluntarios de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco”.

Continuando en ese tenor, sostuvo que “para nosotros es fundamental que los pacientes no lleguen tarde a las guardias ni tengan inconvenientes debiendo esperar en las ambulancias; eso cambió desde octubre y actualmente el Call Center no tiene demoras. Tenemos gran parte de los profesionales trabajando en estos temas, ya sea médicos clínicos, como pediatras, ginecólogos, kinesiólogos y pediatras, y también van a trabajar en lo que es vacunación”.

En ese sentido, explicó que “sabemos que esto puede generar dificultades a la gente que acude a nuestros centros de salud, pero es preferible brindar una consulta menos si esto nos da la posibilidad de que se llegue a tiempo a una terapia intensiva. Ahí es donde debemos continuar poniendo el foco, en estos ejes que son el Detectar, el Call Center y próximamente, la vacunación masiva, que es lo que nos permitirá recuperar una vida normal y que los pacientes puedan atenderse en los espacios sanitarios con mayor tranquilidad”.

“Desde un principio se dijo que la gente debía acceder a la consulta médica cuando fuera realmente necesario, para evitar la circulación y el contagio. Es probable que, en el hecho de trasladar una buena cantidad de profesionales a trabajar con el tema Covid-19, haya ocasionado una merma en los centros de salud, pero esto pasará durante uno o dos meses más, hasta que tengamos una buena cantidad de personas vacunadas”, indicó.

Asimismo, afirmó que “debemos tener en cuenta que el personal de salud viene trabajando desde hace un año sin descanso, cubriendo todos los espacios posibles, y necesitan descansar, porque cuando estén las vacunas van a estar todos afectados nuevamente. A veces tenemos que soportar alguna molestia, como encontrarnos con atención reducida, pero a la vez se está incrementando la tarea en lo más urgente, en beneficio de la gente”.

Por último, Catalá señaló que “se está avanzando en el armado de un esquema que nos permita trabajar por bloques y que cada Centro de Salud cuente con un área más específica, como podría ser maternidad e infancia en un espacio, adultos mayores en otro, y así sucesivamente”.