Así lo manifestó el secretario de Recaudación, tras la audiencia pública por la Ordenanza Tributaria Anual 2019 que se llevó adelante este lunes en el Concejo Deliberante. “El proyecto elevado contempla un 30% de reducción pero estamos analizando las implicancias de aumentar ese porcentaje ante el planteo de vecinos del barrio Juan XXIII”, explicó Israel Coen.

En ese marco, Coen indicó que “luego de la exención impositiva que se otorgó el año pasado a damnificados por el temporal, para la Ordenanza Tributaria 2018 se dispuso una reducción del 70% del tributo inmobiliario para el ejercicio actual, dado que considerábamos que los valores de las propiedades de los sectores más afectados se redujeron”.

Continuando en esa línea, señaló que “para el año que viene, estaba prevista una disminución del 30% en este impuesto, pero ante el planteo de vecinos de barrio Juan XXIII, vamos a analizar las implicancias de cada caso, por lo que ya solicitamos que se efectúen las simulaciones correspondientes, ya que esto alcanza a aproximadamente 700 frentistas”.

“Este martes nos reuniremos con los concejales para evaluar las diferentes alternativas y, en caso de que se decida ampliar esta reducción, se elevará la modificación para su tratamiento el día 14 de diciembre”, sostuvo el funcionario.

Por último, Coen aclaró que “esta evaluación se efectuará únicamente para el impuesto inmobiliario, no para el automotor ni para la tasa de higiene urbana. Recordemos que los tributos son los medios con los que cuenta un municipio para llevar a cabo acciones tendientes a tener una sociedad más equitativa”.